Beneficios del aceite de palma roja: Una fuente excepcional de nutrición

0
124

Por: Alan Santana

Recientemente agregué el aceite de palma roja a mi dieta, tenía tiempo que quería hacerlo por sus increíbles beneficios de salud. Es una fuente natural de algunos de los nutrientes más importante para la vista y el sistema nervioso.

El aceite de palma roja es mencionado comúnmente en conjunto al aceite de coco porque ambos son aceites tropicales y están compuestos en su mayor parte por grasa saturada como lo son los ácidos grasos de cadena media, los famosos ácidos grasos que le dan sus propiedades protectoras contra bacterias, hongos, virus, protozoo y microbios al aceite de coco (más sobre los beneficios del aceite de coco).

Veamos los detalles de este superalimento, sus beneficios, compuestos y cómo agregarlo a nuestra dieta.

Beneficios de salud del aceite de palma roja

El aceite de palma roja ha sido utilizado extensivamente por culturas indígenas por más de 5,000 años como un aceite culinario y para uso coméstico y medicinal. El aceite de palma roja era tan valioso para los egipcios antiguos, que era sepultado con los faraones para que tuvieran acceso a esta súpercomida después de la vida.

El alto contenido de carotenoides, tocotrienoles, antioxidantes y ácidos grasos saludables, le da una gran variedad de beneficios de salud a este aceite; veamos algunos de estos beneficios:

  • Fortalece los huesos.
  • Ayuda a combatir el envejecimiento prematuro.
  • Promueve el sistema inmunológico.
  • Estimula el metabolismo y ayuda a perder peso.
  • Mejora la salud visual.
  • Puede ayudar a reducir la presión.
  • Puede ayudar a bajar los niveles de colesterol “malo” (LDL).
  • Estable a altas temperaturas (el mejor aceite para cocinar).
  • Sirve para hidratar la piel.
  • Apoya el buen funcionamiento del cerebro.

Una de las cualidades más interesantes del aceite de palma roja, son sus fitonutrientes (compuestos de las plantas promotores de salud); éstos mantienen su integridad, incluso cuando son calentados a altas temperaturas. Los demás aceites, sabemos que se tornan rancios tan pronto lo calentamos lo que conlleva a problemas graves de salud. Por esta razón es que el aceite de palma roja es considerado el aceite más saludable para freír, cocinar a la plancha y hornear.

La vitamina A, sólo se encuentra en alimentos provenientes de animales. El cuerpo convierte los carotenos (que se encuentra en el aceite de palma roja y otros vegetales) en vitamina A, pero sólo cuando estos carotenos están acompañados de la cantidad de grasa adecuada, rara vez consumimos carotenos (proveniente de las plantas) y grasas al mismo tiempo, lo que reduce la conversión de caroteno a vitamina A, un nutriente esencial para la salud. Poblaciones con grandes cantidades de carotenos disponible en su dieta, a menudo sufren de deficiencias de vitamina A, por la misma razón ya explicada.

El aceite de palma roja es la solución perfecta. Como es un aceite natural, los carotenos, tocotrienoles y otros compuestos, vienen con todos sus co-factores necesarios para que el cuerpo los pueda utilizar al máximo. Provee la grasa necesaria para que el cuerpo haga la conversión de caroteno a vitamina A (como funciona y sus beneficios, vitamina A -abre en una nueva ventana).

Aceite de palma roja y sus nutrientes

Fruto de Palma (Aceite de palma roja)Me encantan los suplementos porque son una manera fácil de conseguir ciertos nutrientes (vitaminas, minerales, etc) que de otra forma, sería bastante difícil de conseguir en la dieta. Pero hay algo que me gusta aún más, y esto es, conseguir los nutrientes que deseo directamente de una fuente natural completa, como lo es el aceite de palma roja, que tiene todos los co-factores necesarios para que el cuerpo pueda procesarlo y utilizarlo adecuadamente. La fuente natural provee una mejor absorción y resultados.

El aceite de palma roja tiene hasta 300 veces más carotenos que los tomates. Se le recomienda a las madres lactantes consumir este aceite para fortalecer la leche materna. Estudios han demostrado, que el consumo de aceite de palma roja puede aumentar la cantidad de vitamina A en la leche materna, de 2 a 3 veces [2].

Constituyentes del aceite de palma roja

  • Beta-caroteno, alfa-caroteno, licopeno (el carotenoide que le da el color rojo al tomate y a las bayas) y otros 20 carotenos. La cantidad equivalente de aceite de palma roja orgánico, ofrece 17 veces el beta-caroteno de una zanahoria [1].
  • Vitamina E ordinaria (tocoferoles) y tocotrienoles (la forma más potente de vitamina E). De los 4 tocotrienoles conocidos (alpha, beta, gama y delta), todos se encuentran presente en el aceite de palma roja. Estos tocotrienoles, contienen hasta 60 veces la actividad antioxidante de la vitamina E ordinaria.
  • Vitamina K (esencial para los huesos y la absorción de otros nutrientes como el calcio y la vitamina D)
  • CoEnzimaQ10 (antioxidante primario en el cuerpo, salud cardiovascular)
  • Escualeno (apoya el sistema inmunológico, se encuentra en abundancia en el aceite de hígado de tiburón)
  • Fitosteroles (sitosterol, estigmasterol y campesterol)
  • Ácidos grasos (ácido oleico, ácido palmítico, ácido linoleico, ácido láurico y otros)
  • Flavonoides (Antioxidante, amarillo)
  • Ácido fenólico (Antioxidante)
  • Glicolípidos (proveedores de energía)

El aceite de palma roja contiene tantos nutrientes y antioxidantes que parece un suplemento multi-vitamínico. Con este aceite puedo, literalmente, eliminar hasta 8 suplementos de mi régimen diario.

Aceite de palma roja para cocinar

El aceite de palma roja está compuesto por 50% ácidos grasos saturados, 40% ácidos grasos monoinstaruados y 10% ácidos grasos poliinsaturados. El alto contenido de grasa saturada y monoinsaturada hace que el aceite de palma roja sea estable y muy resistible al calor, lo que lo vuelve extremadamente bueno para cocinar. Tiene un punto de humo alto, 225 °C (437 °F), lo que quiere decir que aguanta hasta esta temperatura antes de empezar a humear (oxidarse).

El alto contenido de grasa y antioxidantes lo vuelven muy resistente a la oxidación y al daño causado por radicales libres. Para cocinar, este aceite es mejor hasta que el altamente beneficioso, aceite de coco.

Estudios científicos del aceite de palma roja

El aceite de palma ha sido estudiado extensivamente por la ciencia moderna en las últimas dos décadas. Estos estudios corroboran lo que ya sabíamos hace miles de años, gracias a los conocimientos compartidos por culturas tradicionales; de que el aceite de palma roja protege contra: enfermedades cardiovasculares, mejora los valores de colesterol, ayuda a mantener la presión sanguínea estable, combate la inflamación, ayuda al corazón a manejar mejor el estrés, fuerte propiedades anticáncer gracias a los tocotrienoles en el aceite, protege contra la degeneración neurológica combatiendo enfermedades como: demencia senil, Alzheimer, enfermedad de Parkinson, enfermedad de Huntington, e incluso la esquizofrenia.

Los estudios también demuestran que las propiedades antioxidantes del aceite de palma roja, ayuda a combatir la osteoporosis, asma, cataratas, degeneración macular, artritis, y enfermedad hepática, incluso ayuda a retardar el proceso de envejecimiento.

Veamos algunos ejemplos:

En un estudio (Tomeo, Lipids 1995)[2], se demostró cómo el aceite de palma roja elimina la acumulación de placa en las arterias y por lo tanto, revierte el proceso de aterosclerosis. 50 sujetos diagnosticados con aterosclerosis y que todos han sufrido de al menos 1 derrame cerebral; fueron divididos en dos grupos iguales. Al inicio del estudio, el nivel de blockeo de las arterias carótidas variaba entre 15% – 79%. Sin hacer ningún cambio en la dieta o medicamentos, la mitad de los sujetos empezó a tomar un suplemento de aceite de palma roja, la otra mitad recibió un placebo y sirvió como grupo “control”.

El nivel de aterosclerosis fue monitoreado por 18 meses utilizando ecografías (ultrasonido). En el grupo del suplemento de aceite de palma roja, la aterosclerosis fue detenida en 23 de los 25 sujetos. En 7 de los sujetos, la aterosclerosis no sólo fue detenida sino que retrocedió. En comparación, en el grupo control nadie presentó ninguna mejora, de hecho, la condición empeoró en 10 de los sujetos. La conclusión es clara, este estudio demuestra que el aceite de palma roja puede detener y hasta revertir la aterosclerosis.

En otro estudio[2], en la University of Illinois College of Medicine, los investigadores demostraron que el aceite de palma roja puede reducir los niveles de colesterol. 36 sujetos hipercolesterolémicos (colesterol alto), recibieron cápsulas de aceite de palma roja por 4 semanas, lo que produjo una reducción del 10% en los niveles de colesterol. Un estudio de seguimiento con 16 sujetos resultó en una reducción del 13%.

Otro estudio con 31 sujetos que tomaron aceite de palma roja diario por 30 días, sin hacer ningún otro cambio en la dieta y comiendo lo que querían, mostró resultados similares. Una reducción en el nivel de colesterol total, así también como una reducción en el nivel de colesterol “malo” LDL.

Los estudios son muchos y los resultados sorprendentes, ayuda a combatir la inflamación y sus tocotrienoles son considerados por científicos “la sustancia natural más potente en contra del cáncer”.

Conclusión

El aceite de palma es fácil de consumir, se puede tomar a cucharadas como un suplemento, yo tomo una en la mañana y otra en la tardecita. También se puede agregar a los alimentos y utilizar para cocinar, como sea que lo consumas, obtendrás sus beneficios, siempre y cuando lo consumas.

Fuentes:
The Palm Oil Miracle by Bruce Fife
[1] http://www.radiantlifecatalog.com/product/RED-PALM-OIL/healthy-fats-oils
[2] http://www.coconutresearchcenter.org/article%20red%20palm%20oil.htm
http://www.dionex.com/en-us/webdocs/85799-PO-RP-HPLC-CAD-Phytosterols-14Sept2011-LPN2924-01.pdf

CyAAtte: Alan Santana y La Bella Diaz
Página oficial © www.saludcasera.com

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here