BEIJING — El presidente de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén, se reunió el jueves con su homólogo chino, Xi Jinping, en Beijing, meses después de que la pequeña nación centroamericana rompió sus relaciones diplomáticas con Taiwán.

La visita de estado se produce en la víspera de la del presidente de República Dominicana, una nación que también cambió su alianza con Taiwán en favor de China este año.

El Salvador y República Dominicana forman parte de un creciente número de países que cortaron lazos con Taipéi para retomarlos con Beijing, que considera que la isla autogobernada es parte de su territorio.

Solo 17 naciones, en su mayoría pequeños países en vías de desarrollo, reconocen ahora a Taiwán como una nación soberana. Taiwán se separó de la China continental durante una guerra civil en 1949 y Beijing ha estado aumentando la presión diplomática y económica de forma constante desde la llegada al poder de la presidenta Tsai Ing-wen en 2016.

La agresividad china responde al rechazo de Tsai a respaldar el principio “una China”, que considera a Taiwán como una de las posesiones del gigante asiático y al gobierno del Partido Comunista como el único legítimo.

Desde hace años, Taiwán es un punto de confrontación entre China y Estados Unidos, que formalmente mantiene relaciones con Beijing pero mantiene una robusta presencia militar no oficial en la isla.

El embajador de facto de Washington en Taiwán, Brent Christensen, dijo el miércoles que su país se opondría a los “intentos unilaterales de cambiar el statu quo” del territorio, en referencia a la creciente intimidación militar china.

El mes pasado, Estados Unidos retiró a sus enviados en República Dominicana, El Salvador y Panamá luego de que estas decidieron cortar lazos con Taiwán.


Warning: A non-numeric value encountered in /home/ellatin1/public_html/wp-content/themes/Newspaper/includes/wp_booster/td_block.php on line 1008

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here