Una trifulca dotada de vulgaridades y amenazas entre la vedette cubana Niruka Marcos y su compatriota, el galán William Levy, ha escandalizado el estamento de la industria hispana del entretenimiento.

Una vez más la reina de los escándalos explota sin pelos en la lengua y no teme devaluar a quien se le interponga en el camino, según muestran videos de sus declaraciones sobre Levy.

En un popurrí de insultos la diva del espectáculo tildó al actor de 38 años de “estúpido sin talento”, amenazó con partirle la “madre”, alegó haberle visto “ la ñonga en un traje de baño transparente”, y reconoció que si bien tiene un cuerpo precioso “la naturaleza no le alcanzó para darte más y le faltó darte cerebro”.

La razón de la acometida, argumentó la actriz, era defender a su ex esposo, Juan Osorio, padre y también mánager de su hijo Emilio Osorio, quien desde los seis años actúa en telenovelas en Televisa y en meses recientes lanzó su carrera musical.

Todo comenzó cuando Osorio llamó “malagradecido” a Levy por renegar de los culebrones de la televisión hispana que lo lanzaron al estrellato ahora que había alcanzado las candilejas de Hollywood.

“Creo que para William, el lanzamiento, y su escalón de triunfo, fueron las telenovelas, y ahora no las acepta y ahora reniega de ellas y eso es ser malagradecido”, expresó Osorio.

Si quieres estudiar y trabajar en Estados Unidos, esta guía de inmigración es clave para lograrlo

Levy, que comenzó su carrera actoral en México y más adelante la labró en Estados Unidos, se desquitó calificando a Osorio como un “productor de bajo grado”, en una larga carta que publicó en su cuenta de Instagram.

“Es increíble cuando las personas en la industria están tan desesperadas porque los tomen en cuenta que son capaces de pisotear a quien sea pensando que esto los hará más grandes”, dijo el galán, al explicar por qué decidió abrirse puertas en el mercado en inglés.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here