La Contraloría de Puerto Ricoemitió una opinión favorable sobre las operaciones fiscales del Municipio de Cidra, relacionadas con los servicios del Programa de Transportación Escolar. Las pruebas efectuadas y la evidencia en nuestro poder revelaron que las operaciones examinadas se realizaron en todos los aspectos significativos, de acuerdo con la ley y la reglamentación aplicables.

El Informe comenta situaciones que no necesariamente implican violaciones de ley y de reglamentos, pero que son significativas para las operaciones de la unidad auditada. Al respecto, la auditoría señala que Cidra tenía déficits acumulados en el Fondo Operacional del 2015 al 2017 por $2.1 millones, $2 millones y $2.2 millones respectivamente. El operar con déficit es perjudicial para el Municipio ya que reduce los recursos disponibles para el año fiscal siguiente.

El alcalde y la legislatura municipal implantaron en el 2018, varias medidas para atender la crisis financiera tales como reducciones en el presupuesto para contratos, gastos y salarios, un Programa de Transición Voluntaria Incentivada y un plan para decretar cesantías. Al 30 de junio de 2018, el Municipio había cesanteado 180 empleados.

Cidra tenía 21 demandas civiles por $13.4 millones pendientes de resolución, y 13 casos presentados por empleados ante la Comisión Apelativa del Servicio Público. Además, el Municipio no atendió las recomendaciones de recobro de $106,920 que se indicaron en tres informes de auditoría de los años 2011, 2014 y 2016.

El Informe cubre el periodo del 1 de enero de 2016 al 30 de junio de 2018 y está disponible en  www.ocpr.gov.pr.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here